MENU

Carrera & Dinero
Categoría

Beneficios de darte un año sabático

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ, Sexo & Relaciones

marzo 31, 2018

Muchos creen que un año sabático es igual a estar inactiva e improductiva, pero no es así, de hecho, este descanso te puede ayudar en tu salud y para hacerte evolucionar en tu vida personal.

Esto tampoco quiere decir que seas incapaz de conseguir un buen trabajo o empezar algún otro proyecto, tomarte unos meses sin trabajar y sin recibir remuneración no es algo negativo ni significa perder el tiempo. A continuación te mostraremos las ventajas de tomarte un año sabático antes de empezar algún proyecto laboral o de estudio:

  • Tiempo para aprender de forma autodidacta:

Si estás pensando en realizar un proyecto específico, antes de emprender puedes averiguar todo referente al tema. Buscar información, leer, practicar, analizar todas tus opciones. Quizás te inclines por hacer un curso online, estos suelen ser cortos y no ameritan mucho tiempo, pero ayudan a empaparte sobre el tema que requieras.

  • Viajar:

Viajar es el mejor regalo que te puedes hacer y además para hacerlo necesitarás de un buen tiempo, por lo cual el año sabático es la opción perfecta.

  • Aprender algún idioma:

Un año es tiempo suficiente para aprender un nuevo idioma si te dedicas por completo a esto, al tener mucho tiempo libre puedes hacerlo. Te sorprenderá la facilidad con la que puedes llegar a manejar un idioma nuevo si de verdad te concentras en lograrlo.

  • Te ayuda a tomar el control de tu vida:

Puede que te estés sintiendo desenfocada y sin saber qué hacer, pues este tiempo te ayudará a reflexionar, tendrás la libertad de trazar planes, priorizar objetivos y concretar qué es lo quieres.

  • Tiempo para reconectarte con tus seres queridos:

Si sientes que tienes olvidados a tu familia y amigos, esta es la oportunidad perfecta para lograr esa reconciliación y retomar el contacto con ellos.

Recuerda, antes de tomarte un año sabático es importante planificar y ahorrar. Es necesario que al decidirte por esto, tengas un colchón económico con el que puedas llevar a cabo cualquier plan que tengas en mente.

Leer Artículo

Consejos al aprender idiomas

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 30, 2018

Aprender un idioma nuevo es emocionante, además de ser muy útil en tu vida profesional, a la hora de viajar o simplemente como crecimiento personal. Esto puede ser difícil para  algunos y sencillos para otros, todo está en las ganas que tengas de hablar un idioma nuevo. Esto trae otros beneficios que muchas veces desconocemos, como el aumento de la creatividad o la disminución en los síntomas de demencia.

El consejo principal para aprender algún idioma creo que todas lo sabemos, es ir al país para aprenderlo en su medio natural, pero quizás quieras prepararte antes de ir a ese lugar, simplemente lo quieras hacer por diversión o por tener una ventaja en el ámbito profesional. Aquí te ofrecemos algunos consejos que te ayudarán:

1.- Define el motivo

Como arriba comentamos, hay muchas razones para aprender algún idioma, pero si no tienes claro cuál es, quizás no tenga la motivación necesaria para aprender.

2.- Consigue un compañero

Puedes que tengas alguna amiga con la que viajes constantemente, tengas pensado hacerlo o compartas el amor por un idioma específico. Apúntate a clases con ella, esto hará que sea más ameno y te motive a seguir estudiando.

3.- habla contigo misma

Si no tienes un compañero con quién hablar, hablarte a ti misma en el idioma que estás aprendiendo te permite practicarlo en cualquier momento del día.

4.- Diviértete

Aprender un nuevo idioma no debería ser algo aburrido, apréndelo de forma divertida. Puedes ver una película o leer algún libro en ese idioma. También puedes reunirte con otras personas que estén aprendiendo el mismo idioma y practicar cantando o haciendo algún juego.

5.- escucha con atención

Al principio un idioma ajeno puede parecer extraño, pero mientras más escuches a otro hablarlo, más te vas a familiarizar con él y te será cada vez más sencilla la pronunciación.

Siempre lleva contigo un pequeño diccionario, no te de pena hablar con algún extranjero, pedir comida en otro idioma o preguntar por alguna indicación. Mientras más practiques más aprenderás.

Leer Artículo

Consejos para empezar tu empresa

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 29, 2018

Una de las experiencias más satisfactorias que puedes tener en tu vida es crear tu propia empresa. Ser tu propio jefe, hacer lo que de verdad te gusta, ser independiente… Un sueño hecho realidad. Claro, llegar a este punto no es cosa sencilla, tienes que organizarte, trabajar mucho, ser perseverante y esforzarte, todas estas son cosas claves si quieres llegar a la meta y que tu proyecto profesional sea un éxito.

Cada una de las decisiones que tomes va a determinar cuál es el camino que tomará tu empresa y si será o no exitosa. Por lo tanto, a continuación te ofrecemos varios consejos a seguir para comenzar una empresa:

1.- Define bien cuál es tu idea

Seguro tienes en mente miles de cosas que quieres desarrollar, pero muchas veces no las haces, o no sabes cuál puedes ejecutar. Por esto debes decidirte por una sola idea, analizarla, definirla bien y de esta manera empezar a ejecutarla.

2.- Investiga

Hay muchas ideas que en teoría son buenas y viables, pero no siempre lo son. Realiza una investigación a fondo para saber si puedes llevarla a cabo. Realiza un análisis FODA. Este análisis consiste en saber a ciencia cierta cuales son las fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas de tu proyecto, empresa o institución.

3.-  Traza un plan de negocios

Para realizar tus sueños y cumplir tus metas en esta etapa laboral, debes crear un plan de negocios que sea realista, algo que puedas cumplir. Debes ser honesta contigo misma y crear un plan de acción sensato.

4.- Actúa

Luego que ya tengas tu idea concreta, hayas investigado sobre ella y definido tu ruta de negocios, empieza a ejecutarlo. Cuando entres a la acción verás como todo va fluyendo, empieza a hacer contactos, busca los clientes, promociona tu negocio.

5.- Siempre piensa en el cliente

Recuerda que de ellos depende el éxito de tu producto o empresa. Trátalos bien, si estás atenta a sus necesidades y las cubres, tu empresa irá por buen camino.

6.- No dejes de lado la calidad

Otra manera en la cual mantendrás contento a tus clientes es ofreciendo una buena calidad tanto en el servicio como en el producto que estés suministrando.

7.- No abandones al primer obstáculo

Muchas veces el papeleo legal, los pagos de impuestos, los contratos, todo este tema puede resultar muy complicado. Pero puedes conseguir una solución para estos detalles, por ejemplo, busca la asesoría de un abogado u otro profesional en este tema. Trata de organizarte, ten calma y paciencia ante algún inconveniente.

8.- No esperes resultados de inmediato

El tiempo es esencial en el éxito de una empresa, sé realista y no te sientas desilusionada si no ves resultados al momento. Para triunfar hay que ir seguras, pero con calma.

9.- Utiliza medios digitales

No solamente en todo lo que tenga que ver con el área de administración, contaduría y archivo. Sácale provecho a las redes sociales, crea cuentas de tu empresa, publicita tus productos o servicios. En estos tiempos donde se tiene constante acceso a celulares, tablets, computadoras y toda la información es digital, el marketing es más efectivo si lo aplicas por este medio.

10.- Se consiente con tus gastos

Es importante que tengas un presupuesto al momento de empezar con tu empresa. De esta manera sabrás cuánto, cómo, en qué puedes gastar y cuánto vas a necesitar. Cada gasto debe ser realista y acorde a cuanto tengas presupuestado, analiza muy bien antes de invertir tu dinero en algo e investiga varias opciones antes de gastar el capital.

Para tener éxito en tu empresa lo más importante es que ames lo que estás haciendo. No empieces un proyecto empresarial sólo por el dinero, hazlo también porque es algo que te llena y que te hará feliz.

Como dijimos anteriormente, empezar tu propia empresa no es fácil, pero cuando lo logras la satisfacción es aún mayor. Mientras más duro trabajes y te esfuerces en tu aventura laboral, más grande será la recompensa.

No temas fracasar y arriésgate, verás que en menos de lo que piensas te verás convertida en toda una empresaria.

 

Leer Artículo

¿De qué se trata el empoderamiento?

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 26, 2018

Seguramente has escuchado la palabra empoderamiento muchas veces últimamente, sobre todo cuando se habla de la igualdad de género. Para entender un poco más referente a este tema, vamos a empezar con algunas definiciones de la palabra.

“Proceso mediante el cual las personas fortalecen sus capacidades, confianza, visión y protagonismo al formar parte de un grupo social, para de esta manera impulsar cambios positivos en su vida”.

“Es el proceso de cambio en el cual las mujeres aumentan su acceso al poder y como consecuencia se transforman las interacciones desiguales de poder entre los géneros”

Nos enfocaremos en el empoderamiento de las mujeres, este se da tanto de manera individual como colectiva. Él mismo implica el cambio radical y acostumbrado de los procesos y estructuras que llevan a las mujeres a estar típicamente subordinadas como género.

Las mujeres y el empoderamiento

El empoderamiento, que surge de la palabra en inglés empowerment, es básicamente un proceso de capacitación que nos lleva hacia la emancipación. En la IV Conferencia de Acción de Beijing se consolida este término como algo esencial para trabajar por el empoderamiento femenino, como algo necesario e importante para lograr la igualdad de género. Este está dirigido no a tener poder sobre los demás, más bien está enfocado en la capacidad de las mujeres, para  aumentar su auto-confianza y empezar de esta manera con los movimientos de cambio.

Asimismo, este término hace referencia a la independencia que las mujeres asumamos hacía nuestra propia vida, esto, junto al poder colectivo que nos ofrece las distintas herramientas para producir los reales cambios socioculturales.

Por su parte, la autora Margaret Schuler define el empoderamiento como:

“Proceso por  medio del cual las mujeres incrementan su capacidad de configurar sus propias vidas y su entorno, una evolución en la concientización de las mujeres sobre sí mismas, en su estatus y en su eficacia en las interacciones sociales”

Con esto podemos entender que para que las mujeres nos empoderemos, debemos hacerlo en el plano individual y en el colectivo. A nivel individual, se refiere a adquirir confianza en nosotras mismas, ser asertivas a la hora de tomar decisiones, tener autoridad para hacerlo, asumir que no estamos sometidas a ningún control ni limitadas a los roles que la sociedad nos ha impuesto desde hace mucho tiempo.

No solo esto, la igualdad económica es empoderamiento, tener acceso a todos los recursos, igualdad en puestos laborales y por ende en salarios, esto nos llevaría al empoderamiento a nivel colectivo.

En la actualidad muchos son los movimientos feministas que reclaman y luchan por la igualdad de la mujer, lo ideal, además de la eliminación del patriarcado, es una igualdad de género, no ser tratadas diferentes por ser mujeres, es ser tratadas de manera igualitaria.

Se puede asumir que el beneficio para la mujer es el beneficio para toda la comunidad, la ONU mujeres apuesta por el empoderamiento femenino para lograr una sociedad igualitaria y de beneficio para todo el mundo. El empoderamiento es sinónimo de alcanzar el poder, pero no únicamente en el sentido literal de tener el poder en gobiernos, en puestos directivos, es también tener el poder para decidir sobre tu propia vida, aquí hablamos de tener libertad, emancipación, de autonomía.

Empoderamiento = poder femenino

El mensaje del empoderamiento es sencillo: tú tienes el poder, para cambiar tu vida y por lo tanto para cambiar al mundo que te rodea. Tú tienes el poder para decidir que estudiar, en que trabajar, si quieres vivir soltera o en pareja y, en uno de los puntos más controversiales del feminismo, si quieres ser madre; ya que tener hijos no te hace menos mujer como el tenerlos te hace una mujer completa, no, y es que justamente este es el punto clave del empoderamiento, la libertad de decidir cómo asumir tu vida sin el temer a ser juzgada.

Aunque el empoderamiento es un objetivo colectivo con la finalidad de lograr la igualdad entre hombres y mujeres, este empieza por uno misma, comprender y de una vez por todas asumir cuál es tu valor, cuáles son tus capacidades y todo lo que puedes lograr y cómo vas a enfocar esto para empezar a mejorar tu vida.

Por lo tanto, el primer hacia el empoderamiento es de manera individual, trabajando en tu autoestima, derribando todos los obstáculos y complejos sociales, luchando en contra de toda la desigualdad e injusticia que te consigas en el camino. Una vez que te sientas lista y segura, es momento de la hermandad, de la solidaridad hacia nuestro género y trabajar para que todas las mujeres puedan lograr el empoderamiento.

Cada pequeña cosa es un gran paso en la lucha por la igualdad de género, cada día haz algo por ti misma que así creas sea insignificante, en realidad es un gran aporte que empieza en ti, en lo que te rodea inmediatamente que luego irá creciendo para convertirse en algo de gran significado en el movimiento por el empoderamiento.

Leer Artículo

Técnicas para cambiar viejos hábitos

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 25, 2018

La  peor parte de los malos hábitos es que son difíciles de cambiar, se repiten y repiten, hasta que tú tomes la decisión de dejarlos definitivamente y hagas un plan de acción para lograr que eso pase. Desde lo más simple como dejar tomar café, hasta un hábito más grave puede ser abandonado si te mantienes firme y no te sales del camino.

1.- Identifica que hábitos quieres cambiar de tu rutina y que tan malos son

Sincérate diciéndote a ti misma que tanto y como te afectan esos hábitos. Puedes escribirlo para que nunca lo olvide y los visualices fuera de tu cabeza.

2.- Crea un plan de acción

Una vez que identifiques lo que quieres cambiar, traza un plan, por ejemplo: ¿Cuál es el problema?, ¿Cuál es la solución? Y ¿Cómo puedo hacerlo? Si tu meta es que tomar menos refresco, puedes decidirte a tomar más agua; eso lo podrías lograr dejando de comprar estas bebidas gaseosas y siempre teniendo cerca de ti un envase lleno de agua para cuando tengas sed.

3.- Ten un recordatorio

En tu celular puedes colocar una alarma o alguna nota que te recuerde eso que quieres lograr, puedes colocar incluso notas en tu laptop, nevera, puerta del closet, marcar fechas en un calendario que te indiquen cuán cerca estás de lograr tu meta.

4.- Festeja tus logros

Al final de cada día analiza cuánto has avanzado, si llevas por ejemplo, una semana que no repites un hábito puedes recompensarte. Si tu meta es dejar de ver mucha televisión, puedes ir a la librería y comprar un buen libro.

5.- Evita caer en tentaciones

Si sientes muchos deseos de hacer eso que te has propuesto a cambiar, lleva tu mente a otra cosa que sea totalmente opuesta al mal hábito: sal a pasear, ponte a leer, llama a un amigo que te entretenga.

6.- Ten metas reales

Empieza con algo pequeño, en vez de decirte “más nunca comeré chocolate” mejor di “Voy a comer más fruta”.

Ten paciencia, no lograrás cambiar un hábito o dos de un día para otro, ten confianza en ti misma, de que lo puedes lograr. ¿Estás lista para dar el primer paso y cambiar tu vida para mejor?

Leer Artículo

¿Cómo se define una meta?

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 24, 2018

Si quieres lograr el éxito, es muy importante que establezcas metas. Una meta es el cumplimiento de objetivos y propósitos que una persona se plantea para lograr sus sueños y establecer dichas metas es el camino que nos llevará al éxito.

Una meta es generalmente algo que quieres lograr a corto o mediano plazo, no suele ser muy compleja y es fácil de cumplir si te lo propones. Es importante que sepas cuáles son tus metas para que no pierdas tiempo a la hora cumplir tu éxito personal.

Trata de crearte metas que supongan un reto, que logren sacarte de tu zona de confort. Los objetivos difíciles ameritan más concentración y de esta manera es más probable que los cumplas, pero al mismo tiempo deben ser metas realistas y estar al alcance de tus capacidades.

Así mismo, tus metas deben ser concretas. Cuanto más específicas sean, más fácil será para ti desarrollar el plan de acción para alcanzarlas. Deben tener una fecha límite y poder medirse de alguna manera, así sabrás que lo has logrado cuando llegues a ese punto.

Los pasos correctos para establecer tus metas son:

  • Definir el resultado específico a lograr
  • Determinar concretamente un tiempo para lograrlo (plazo, fecha límite)
  • Indicar cuál es tu plan de acción, este debe ser consecuente
  • Considerar posibles acciones de contingencia o Plan B

La definición de la meta es sencillo, por ejemplo: ¿Qué quieres lograr? podría ser bajar 20 kilos. ¿En cuánto tiempo? Quizás  los meses previos al verano. Tu plan de acción en este caso, sería hacer una dieta, inscribirte en un gimnasio o realizar tu misma un cronograma de ejercicios que puedes hacer en tu casa.

Tienes que pensar en los planes de contingencia para este caso, hay varias razones por las que tu meta de bajar peso se vea afectada. Falta de motivación, intolerancia a la dieta, alguna enfermedad, algo que evita vayas al gimnasio o algún problema físico que no te deja hacer tu rutina de ejercicios. Si algo de esto fuese el caso, puedes buscar la manera de solucionar este problema, una podría ser buscar ayuda de un profesional en el área.

Así como en este ejemplo, el proceso de definir una meta es sencillo, lo único que necesitas es las ganas de hacerlo y el empuje necesario. No solo es decir “quiero ir a Paris” para lograr esto tienes que tomar la determinación y debe ser algo que desees mucho, de esta manera, cuando llegues a tu meta la satisfacción de haberlo logrado sea la mejor sensación del mundo.

Leer Artículo

Ventajas del trabajo a distancia

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 22, 2018

En la actualidad trabajar desde casa es algo común gracias a la era digital. Celulares, tablets, laptops y por su puesto el Internet hacen más fácil trabajar a distancia. Esto supone una comodidad para ti como empleada ya que no tienes que trasladarte, además puedes crear un horario de trabajo a tu conveniencia y si tienes hijos puedes estar en casa con ellos dedicándoles más tiempo.

Esta modalidad no trae beneficios solo para el empleado sino que también es positivo para la empresa, tal vez este sea el motivo por el cual dicho método de enfocar el trabajo sea cada vez más común. La manera de llevar esta relación laboral podrá tener kilómetros de distancia física entre empleado y jefe, pero eso no quiere decir que sea una distancia intelectual.

Quizás, esta no es una opción para todas, pero aquí te explicaremos las ventajas del trabajo a distancia para que tú misma decidas si para ti sería la opción correcta a la hora de considerar un empleo

Incremento de la productividad

Cuando se trabaja en una oficina, generalmente el empleado alarga la realización de una tarea para abarcar todo el horario, ya que si termina antes lo más probable es que le asignen más pautas para llenar el tiempo que le queda libre. Este tiempo libre muchas veces es usado en actividades que no son productivas, como charlar con otros compañeros de trabajo, navegar por la web, almuerzos largos, etc.

En cambio, cuando se hace trabajo a distancia el empleado maneja su tiempo, sabe que tiene fecha límite para la entrega de algún proyecto y puede dividir la jornada como le sea más favorable. En este caso el tiempo libre que quede destinado a compartir con familia, amigos o para aficiones, es un incentivo mayor que ayuda a la productividad.

Puedes elegir tu lugar de trabajo

Solo imagínate las opciones, puedes trabajar desde la playa, quizás en una biblioteca o tal vez te apetece más hacerlo desde un café. Todo en función de lo que te convenga a ti y te ayude a que el trabajo fluya mejor.

Aumento de la satisfacción en el trabajo

Las personas que trabajan desde casa logran una mayor satisfacción en el ámbito laboral, esto puesto a que el nivel de estrés es más bajo. De hecho, un 25% de empleados a distancia reportaron tener menos estrés. Este aumento en la satisfacción en el trabajo lleva a empleados más felices y productivos, los que los hace más motivados para realizar el trabajo y por ende a estar satisfechos con la empresa para la que trabajan, esto implica mayor éxito para dicha empresa.

Ayuda al medio ambiente

La gran mayoría de empleados conducen o usan el transporte público para llegar a la oficina, esto genera más contaminación, al trabajar en casa disminuimos en gran medida el impacto negativo en nuestro entorno.

Estás cerca de tu familia

Al trabajar desde casa concilias mucho mejor tu vida laboral y familiar. Al ser tu hogar el entorno que tienes para trabajar, compartes mucho más con tu esposo, hijos y otros familiares ya que los tienes siempre cerca. Si tienes hijos, vas a estar presente y acompañarlos en el crecimiento de estos, sin sacrificar la vida profesional ni dejar a tus niños en maternales o a cargo de niñeras.

No más normas de vestuario

Además de poder vestir lo que sea al momento de trabajar, esto también ayuda a disminuir el gasto en la compra de ropa y accesorios dispuestos para el trabajo en el caso de que la empresa no tenga uniformes.

Menos gastos, lo que es igual a mayor rentabilidad

Como puedes ver, no solo los empleados se ven beneficiados del trabajo a distancia, de la misma manera en la que estos no tendrán gastos como lo serían: traslado, ropa, comer en la calle, etc. La empresa también ahora dinero, se estima que puede haber una reducción de hasta 30% en gastos al año, los cuales incluyen alquiler, servicios, material de oficina, entre otros.

Mejora tu salud

Tanto física como mental, así como antes dijimos que puedes reducir tus niveles de estrés trabajando desde casa, también te ayuda a comer más sano. Trabajar desde tu casa te evita comer en la calle, comes menos dulces y frituras ya que no tienes acceso inmediato a estas. De igual manera descansas más, puedes dormir por más tiempo en las mañanas y hasta hacer una siesta en las tardes si te organizas y manejas bien tus horarios.

Horarios flexibles

Esto es muy positivo, pero al mismo tiempo depende de que sepas muy bien cómo organizar tu tiempo. Quizás un día trabajes todo un día con menos periodos de descanso, pero, al día siguiente estés más desahogada y puedas usar el tiempo libre para descansar, hacer otras actividades y para compartir con los tuyos.

Por todo esto, imagino que ya pudiste concluir que trabajar a distancia tiene muchos beneficios, tanto para el empleado como para el jefe. Cada vez más empresas permiten a sus trabajadores trabajar desde sus casas, ya que hay una mejora en la eficiencia de los empleados y una reducción considerable de gastos.

Si sientes que este método es para ti, toma la decisión de buscar un trabajo que se enfoque de esta manera, o quizás les puedes plantear a tus superiores la idea de trabajar a distancia.

Leer Artículo

Recordatorios,Tiempo,Libre,Productivo,Pasos,Gestionar

56

5 Pasos para gestionar tu tiempo productivo

Carrera & Dinero, Lifestyle, SE TÚ

marzo 19, 2018

Siempre es de gran importancia administrar tu tiempo, aún más a la hora de trabajar ya sea si lo haces desde casa u oficina. No siempre es fácil mantener orden en este aspecto, especialmente si no eres de las que le da mucha importancia a este asunto de llevar una agenda, anotar todo o das muchas vueltas para empezar algún proyecto.

Procrastinar, este pequeño problemita del cual me atrevo a decir bastante de nosotras somos víctimas, muchas veces lo más sencillo es aplazar y dejar todo para última hora, pero, si administras bien tu tiempo y evitas dejar que todo el trabajo se acumule te darás cuenta cómo te va a quedarán horas para realizar otras actividades. Además, el trabajo realizado con tiempo y calma queda muchísimo mejor.

Antes de aplicar los tips para una mejor gestión de tu tiempo, tienes que primeramente tener claro cuáles son tus objetivos y metas, si sabes que es lo que te propones lograr diariamente, te será más sencillo priorizar tus actividades, te ayudará a estar más motivada y evitar distracciones.

A continuación te daré unos pasos para que tengas tu trabajo en orden, al día y te quede tiempo para tu tiempo personal.

1.- Escribe listas de cosas por hacer con orden de importancia

Es muy difícil que recuerdes mentalmente todo lo que tienes que hacer, por lo tanto es muy importante que anotes todas las cosas que tengas pendiente por realizar.

Consigue una agenda (física o digital) anota los pendientes de manera ordenada, puede ser por semana y por mes. En esta, vas marcando las cosas que ya hayas realizado (checklist). También, en la agenda puedes anotar contactos  profesionales por orden alfabético y así tienes todo a la mano, en un solo lugar.

2.- Enfócate en una cosa a la vez

Muchas veces queremos hacer varias cosas al mismo tiempo y en orden para ser más eficaces, para terminar más rápido el trabajo o cuando tenemos varios compromisos que hacer y poco tiempo para realizarlos, pero, esto es definitivamente algo contraproducente ya que con toda seguridad la calidad de tu trabajo se verá afectado y hasta podrías no cumplir a tiempo con la entrega del mismo.

Estudios demuestran que el cerebro humano solo es capaz de realizar dos cosas, como máximo, a la vez, por lo tanto si solo eliges una sola en la cual enfocarte te aseguro que sacarás partido del tiempo y de ti misma. Si logras enfocarte en solo una actividad a la vez, el lapso de trabajo se reducirá y te dejará tiempo libre para otras cosas.

3.- Usa recordatorios

Cuando tengas algo importante que hacer, usa post it, o alarmas en tu equipo electrónico que te recuerden cada evento o entrega  próxima, también puedes usar carpetas de colores para dividir el trabajo, por ejemplo, un color para el que ya hiciste, otro para el que estés realizando actualmente, y uno para el próximo; esto sirve como recordatorio automático y te ayuda además a organizarte. Aunque actualmente hay muchas aplicaciones que hacen esto, es bueno que tengas un sistema físico y otro virtual para que se complementen.

 4.- Evita las distracciones

Cuando estés enfocada en algún trabajo evita hacer cosas como revisar el celular, navegar por Internet o revisar redes sociales. Cualquier cosa que te distraiga de tu trabajo te hará menos productiva y te quitará más tiempo de lo estimado a la hora de finalizar algún proyecto.

También te puede ayudar estar en un ambiente cómodo y tener a la mano todas las cosas o material de apoyo que vas a necesitar al momento de empezar con el trabajo, esto evitará que te detengas a cada rato para buscar cualquier cosa, así no perderás tiempo ni te desconcentrarás.

5.- Aprovecha el tiempo libre

Con esto no quiero decir que vas a trabajar todo el tiempo y en tus momentos de ocio, simplemente cuando estés en el transporte público trasladándote a tu lugar de trabajo, tomándote un café, en el aeropuerto o atascada en el tráfico y te llegue alguna idea que te pueda ayudar a enriquecer tu trabajo la anotes en algún lado. También puedes leer o ver un video referente al proyecto que estés desarrollando en ese momento.

De igual manera, es importante que disfrutes lo que estés haciendo, de esta manera no te sentirás estresada, si no te estresas puede cumplir con tus labores en menor tiempo y en consecuencia podrás hacer más en menos tiempo.

No olvides descansar, programa algunos descansos y almuerza siempre, esto te ayudará a estar despejada a la hora de desarrollar el trabajo, de esta forma todo te fluirá mejor y por ende serás más productiva.

Si sigues estos pequeños pero importantes consejos para gestionar tu tiempo, podrás tener siempre orden, puntualidad y cumplimiento a la hora de llevar a cabo tus compromisos laborales y lo mejor de todo, sin mucho esfuerzo.

Leer Artículo

https://www.instagram.com/womelish/