MENU

Bienestar
Categoría

Ejercicios que aceleran el metabolismo

Belleza, Bienestar, Lifestyle, SE TÚ

febrero 18, 2018

El sueño de muchos ¡Acelerar el metabolismo! Hoy en día se ha demostrado que una serie de ejercicios en específicos comprobados que nos ayudan con este tema. Lo mejor de todo es que son súper fáciles y que puedes realizar en la comodidad de tu casa:

  • Rodillas al pecho: con este ejercicio elevas las rodillas como si quisieras que estas tocaran tu pecho, de manera acelerada y repetitivamente durante un minuto. Descansa y vuelve a repetir la rutina.
  • Lagartijas: después de que prepares y calientes tu cuerpo, tienes que comenzar con los movimientos más fuertes e intensos, las lagartijas son una buena opción. Ponte en posición de plancha durante un minuto sosteniéndote con las manos y las puntas de los pies, subes y bajas.
  • Pesas: si quieres acelerar al máximo tu metabolismo, complementa todas las rutinas de ejercicios con una sesión de pesas. Comienza con pequeñas y ve aumentando el peso.
  • Elevación de talones: por un minuto, eleva los talones hacia los glúteos como si estuvieras trotando peor estática, empieza lento y aumenta la velocidad.

Lo ideal es que realices estos ejercicios lo más rápido que puedas, hasta que sientas los latidos de tu corazón. Realiza cada rutina durante un minuto mientras agarras resistencia y luego vas aumentando el tiempo.

Leer Artículo

Consejos para mantenerte en paz

Bienestar, Lifestyle, SE TÚ, Sexo & Relaciones

febrero 3, 2018

La paz constituye una forma y un estado de nuestro ser, de estar y vincularnos tanto con nosotros mismos como con el mundo que nos rodea; una energía que brota desde nuestro interior y la compartimos con el exterior.

Es como percibir que nada nos preocupa, que estamos completos, a salvo, somos dignos de amor y somos amados, parece fácil…pero lamentablemente muchas veces nos dejamos cegar por los problemas de la vida y nos llenamos de inquietudes, temores, vergüenza, enojos, resentimientos, entre otros que nos hacen sentir cada vez más lejos de la paz.

“La única barrera para alcanzar la paz, es creer que existen barreras o requisitos para sentirla” ¿Quisieras mantener paz interior contigo mismo? A continuación te brindamos algunas claves para que lo consigas:

  1. Vive el presente.

Lo que pudo ser y no fue ya quedó atrás, así que no te culpes o juzgues por ello, pero tampoco vivas en el futuro pues tener metas y sueños está bien y, de hecho, hasta se aplauden porque muchos carecen de ello. Sin embargo, no es bueno vivir angustiado por lograrlo ¿Sabes cuál es el único momento que tenemos seguro? El ahora, el presente, así que vive cada día como si fuera el último.

  1. Respira.

Siéntate unos minutos, cierra los ojos, respira profundamente un par de veces y visualiza que vas quitando de tu cuerpo la energía acumulada y los sentimientos desagradables hasta que solo quedes tú, la paz que sientes al ser tú y  al estar vivo.

  1. Perdónate.

Por el daño que sientes que te has hecho, perdona tu pasado y a todos esos individuos que creas que debes perdonar para liberar ese enojo o resentimiento que solo te impide estar en paz.

  1. Decreta.

Repetir frases suele resultar de provecho siempre y cuando sean positivas. Puedes repetirte a ti mismo “yo soy la paz que habita en mi interior, yo soy la paz que me rodea, yo soy la paz que respiro, yo soy la paz que necesito, yo soy la paz que transmito a los demás. Sencillamente soy LA PAZ”.

  1. Rodéate de buenas energías.

Mantente cercano a personas de las que brota a flor de piel la energía positiva y protégete un poco de las negativas, porque pueden representar para ti buenas amistades pero terminan afectándote. ¡Mantén una actitud positiva cada día de tu vida. No dejes que otros tengan el control de tu paz!

 

  1. Sé tú mismo.

¿Qué importa si te tildan de loco por mantener tu paz en una situación crítica? Lo que verdaderamente importa es que te sientas bien, para que de esa forma puedas ayudar también a otros a sentirse bien ¡Haz lo que te haga sentir tranquilo y te permita fluir!.

Para estar en paz simplemente tienes que darte permiso de estarlo y así no sufrirás o la pasarás mal. Mantenerla es una decisión, pero también hay que practicar continuamente nuestros consejos para lograrlo.

Leer Artículo

¿Qué es la vigorexia?

Bienestar, Lifestyle, SE TÚ

enero 27, 2018

Mantener una rutina de ejercicio físico suele ser saludable y nos permite estar en forma, pero los valores que promueve la sociedad capitalista de hoy en día; alimentados por el consumismo y medios de comunicación mercantilizados que nos dicen cómo debe ser el cuerpo perfecto, son capaces de opacar esos beneficios causando efectos negativos en la salud mental de muchos individuos ¡La vigorexia es ejemplo de ello!

¿Has escuchado hablar sobre la vigorexia? También es conocida como distrofia muscular o complejo de adonis y consiste en la moderna obsesión por tener un cuerpo musculoso, que puede surgir como consecuencia de la percepción errónea de nuestra figura.

Por lo general, este trastorno afecta a varones que se perciben como “demasiado delgados” y con insuficiente masa muscular, lo cual los lleva a realizar ejercicio físico de forma exagerada, a rechazar alimentos grasos y obsesionarse por comer una gran cantidad de proteínas e incluso utilizan  anabolizantes, causantes de efectos secundarios como impotencia, acné, aumento de glándulas mamarias, pérdida del cabello, cambios de humor, problemas cardíacos, entre otros.

Causantes psicológicos de la vigorexia

Cuando los individuos tienen personalidades perfeccionistas se fijan demasiado en su cuerpo y casi nunca están contentos con la imagen que tienen, eso conlleva a que sean duros consigo mismos y tomen las conductas nocivas ya mencionadas.

Asimismo, si la persona sufre de baja autoestima tiende a valorarse de forma negativa y busca en el cuerpo perfecto una manera de sentirse mejor, pero eso no es todo…la vigorexia también puede ser impulsada por problemas familiares o traumas emocionales de la infancia como el bullying.

¿Cómo tratar el trastorno?

¡Está dicho! Quien sufre vigorexia compromete no solo su salud física sino también mental, así que la misma debe ser tratada por un psicólogo profesional especializado en este tipo de problemáticas que le recomiende el tratamiento adecuado.

Entre los tratamientos de psicoterapia más eficaces se conoce la terapia cognitiva basada en el mindfulness, la terapia de aceptación o compromiso y la terapia cognitiva conductual. Sin embargo, esta última es la que goza de mayor popularidad y ofrece mayores garantías.

Con la terapia cognitiva conductual se pretende que el paciente sea consciente de la forma en que sus creencias y comportamiento afectan su bienestar, para posteriormente modificar su conducta y forma de pensar a través del entrenamiento en habilidades sociales, reestructuración cognitiva, entre otras técnicas.

¡Si te sientes identificado con este trastorno no dudes en acudir a un especialista!

Leer Artículo

Beneficios de la respiración controlada

Belleza, Bienestar, Lifestyle, SE TÚ

enero 21, 2018

Gracias a la respiración los seres vivos obtenemos el oxígeno necesario para fabricar la energía que requerimos en nuestro día a día. Por lo tanto, respirar de forma inadecuada puede entorpecer el buen funcionamiento de nuestro cuerpo ocasionando síntomas como la hiperventilación, fatiga, sentir que no nos llega el aire, entre otros, pero como queremos evitar que eso ocurra hoy hablamos de la respiración controlada.

Respirar de forma controlada es una práctica muy recomendada en psicoterapia para afrontar momentos de ansiedad y, en consecuencia, reducirla. La técnica  consiste en respirar de un modo lento que incluye 8 o 12 respiraciones por minuto (normalmente respiramos entre 10 y 12 veces por minuto en reposo), no demasiado profundo y empleando el diafragma en vez de respirar sólo con el pecho.

¿Por qué aprender a oxigenarse de esa forma?

Es importante que respiremos de forma lenta y regular porque dicho hábito está relacionado con el descenso de las constantes vitales como el ritmo cardiaco, la tensión muscular y sanguínea.

Si estamos ansiosos respiramos de forma superficial y llenamos poco nuestros pulmones, lo que significa que no aportamos todo el oxígeno que nuestra sangre necesita. Por el contrario, si respiramos hasta la parte inferior de nuestros pulmones llega más oxígeno a la sangre.

Según datos obtenidos en diversas investigaciones, practicar la respiración controlada ayuda a lidiar con síntomas asociados a la ansiedad, el insomnio, la depresión y el déficit de atención e hiperactividad y; además, puede cambiar la respuesta del sistema nervioso autónomo del cuerpo que rige procesos como los latidos del corazón, la digestión y la respuesta del cuerpo al estrés.

Para empezar a practicar este hábito, toma 10 minutos de tu tiempo en un sitio cómodo y seguro y ya sea tumbado boca arriba, sentado o reclinado cierra tus ojos, luego inspira por la nariz durante 3 segundos usando el diafragma, espira o saca el aire por la nariz o la boca durante 3 segundos más y haz una pequeña pausa para volver a tomar aire.

Ten en cuenta que la respiración controlada es un aprendizaje como cualquier otro, por lo que necesita práctica, así que puedes realizar este ejercicio 2 o 3 veces al día durante 10 minutos para que adquieras soltura.

Leer Artículo

3 técnicas de relajación para combatir el estrés

Bienestar, Lifestyle, SE TÚ

enero 20, 2018

Mantener cierto nivel de estrés en nuestra vida es necesario para despertar la creatividad, fomentar el aprendizaje y la propia supervivencia, pero este se convierte en peligroso cuando interrumpe el estado saludable de equilibrio que el sistema nervioso necesita.

Por desgracia, el ritmo de vida acelerado que se lleva hoy en día convierte al estrés en uno de los grandes males de nuestra sociedad afectando no solo la parte física del ser humano  (dolores musculares, problemas respiratorios, problemas en la piel, disfunciones sexuales, alteraciones cardiacas, entre otros) sino también psicológica (irritabilidad, falta de concentración y memoria, cansancio, ansiedad, trastornos del sueño, entre otros)

Ahora bien, ¿Qué podemos hacer para evitar que el estrés se apodere de nosotros? Hay diferentes técnicas de relajación para lograr que el sistema nervioso encuentre el equilibrio. A continuación te presentamos tres de ellas:

1- Respiración profunda y meditación

Es una de las técnicas más simples pero potente para la relajación y consiste en respirar profundamente desde el abdomen para conseguir la mayor cantidad de aire posible. Para respirar profundamente siéntate cómodo con la espalda recta y coloca una mano en el pecho y la otra en el estómago, respira por la nariz y siente como la mano que tienes en el estómago se levanta mientras la del pecho debe moverse muy poco, luego exhala despacio por la boca y verás cada mano sigue teniendo el mismo comportamiento.

2- Relajación muscular progresiva

Implica un proceso de dos pasos en el que hay que tensar y relajar sistemáticamente diferentes grupos musculares.

¡Ponte ropa cómoda que no apriete y quítate los zapatos para conseguir una relajación completa!  Empieza respirando lenta y profundamente para eliminar el máximo de tensión posible y concéntrate. Al estar listo, pon atención en un pie para sentirlo completamente, contrae los músculos del mismo todo lo que puedas y mantén la contracción mientras cuentas hasta diez, después relájalo y concéntrate en sentir como está tu pie luego de esa contracción prolongada, haz lo mismo con el otro pie y sigue avanzando por los demás grupos musculares hasta llegar a la cara.

3- Mindfulness o conciencia plena

Es la capacidad de seguir siendo consciente de lo que estás sintiendo en este momento tanto a nivel interno como externo. Para mantener la calma y centrarse en el presente hay que llevar el sistema nervioso de nuevo a un estado de equilibrio.

Esta técnica se puede aplicar a actividades como caminar, hacer ejercicio o comer aunque lo más habitual es aplicarlo a la meditación.

No hay una técnica de relajación en particular que sea mejor para todos, al elegir alguna considera tus necesidades específicas, preferencias, condición física y forma de reaccionar ante el estrés.

Leer Artículo

101

Mujeres al volante: Lo que debes saber

Bienestar, Desing & Art, Lifestyle, SE TÚ

enero 13, 2018

Sí, es cierto, a lo largo de los años las mujeres hemos cargado con el peso de un  estigma social injusto acerca de nuestra destreza a la hora de manejar. NO, los hombres no manejan por instinto ni nacen con ese don, ni tampoco las chicas son naturalmente torpes o imprudentes tras el volante, de hecho las féminas tienen cada vez más presencia y notoriedad en espacios que anteriormente eran dominados por los caballeros, por ello vemos altas ejecutivas, empresarias, comerciantes y hasta pilotos de Fórmula 1 con más frecuencia que en el pasado.

Dicho esto, comprendemos porqué las chicas son cada vez más independientes, capaces y desenvueltas, razones suficientes para que busquen adquirir finalmente la libertad de desplazarse, ir y venir a donde quieran sin la necesidad de esperar que un hombre sea su chofer. Es en este punto es importante saber que cuando nos enseñan a conducir aprendemos el estilo de quién nos enseña, y que esta persona nos da lineamientos, acertados o no, que posteriormente reproducimos sin importar nuestro género.

Para mejorar la forma como manejamos indiferentemente de quién nos haya enseñado, y para definitivamente deslastrarnos de esa falsa creencia sobre nuestra capacidad de asumir el volante, es importante tomar en cuenta los siguientes consejos:

  • Buscar la posición más cómoda al manejar. Encontrar aquella que nos proporcione visibilidad y que evite el cansancio.
  • Adaptar el respaldo de una manera que no nos dé sueño pero que tampoco nos haga sentir tensas, adoloridas ni incómodas.
  • Acomodar el asiento de tal manera que tus pies lleguen hasta detrás de los pedales por si debes frenar intespectivamente.
  • Medir el volante en relación a tu cuerpo, este no debe estar tan cerca ya que de explotar la bolsa de aire, en lugar de protegerte causará lesiones.
  • Aprende a usar los retrovisores en todo momento, no fijes tu mirada hacia adelante, sino también hacia los lados y detras. Te servirá para tomar distancia a la hora de frenar, cambiar de canal y en las curvas cerradas.
  • Mantén una velocidad constante, acostúmbrate a desacelerar levantando el pie del pedal en bajadas y curvas en lugar de pisar constantemente el freno ya que por el uso exagerado sus bandas se calientan y desgastan.
  • Exigeles a tus pasajeros que usen el cinturón de seguridad, sus vidas están en tus manos así que pídeles que lo usen aunque vayas en la parte de atrás.
  • Chequea constantemente tus cauchos, verifica la presión y su vida útil. Lo recomendable es cambiarlos cada dos o tres años dependiendo del uso que le des.
  • Revisa todo el sistema de luces. Cada una de ellas tiene una función de seguridad paras que veas y para que te vean.
  • Cuida los fluidos, aprende a medir la varilla, no es para nada dificil y no necesitas de terceros para hacerlo.

Todos estos consejos son súper útiles para mejorar nuestra técnica de manejo, incluso por cuestiones de seguridad es necesario estar consciente de la responsabilidad que asumimos al volante. No te dejes menospreciar por ser una mujer que maneja, no te dejes intimidar tampoco, ser buen o mal conductor NO depende del género así que olvida ese cliché.

Leer Artículo

¿Cómo quitarte los recuerdos negativos de la mente?

Bienestar, Dilemas, Lifestyle, SE TÚ

enero 10, 2018

Los recuerdos son como una cinta grabada en nuestra memoria que, en cualquier momento y sin previo aviso, se regresa para volvernos a mostrar algo positivo o negativo que ya hemos vivido.

Indudablemente si nuestra consciencia tuviera un poder absoluto de la memoria, nos enfocaríamos en recordar únicamente los eventos positivos y que nos sirvieran de inspiración, pero muchas veces los recuerdos desagradables o negativos se resisten a ser olvidados aunque produzcan en nosotros algún tipo de rechazo.

Ahora bien, ¿Podemos evitar esos recuerdos intrusivos? El sistema de memoria no se puede afectar al punto de evitar completamente la aparición de evocaciones de cierto tipo; no obstante, se puede es influir sobre el proceso de recuperación de los mismos a fin de ser menos conscientes de ellos y que no nos causen tantos problemas una vez que han aparecido.

Un estudio publicado en la revista Neuron, donde los investigadores indagaron en las claves neurológicas capaces de ayudarnos a olvidar los recuerdos negativos o no deseados determinó que hay dos mecanismos opuestos que operan de forma paralela para lograr desaparecerlos: La supresión y la sustitución.

La supresión supone la inhibición de recuerdos, mientras la sustitución ayuda a trasladar a la consciencia nuevos recuerdos que ocupen el lugar de la parte suprimida. Ambos mecanismos trabajan en equipo, pero involucran diferentes estructuras neuronales: la supresión involucra la corteza prefrontal dorsolateral y la sustitución nace a partir del lóbulo prefrontal, una zona del cerebro asociada con la planificación.

¿Qué nos enseña este estudio?

Al sugerir que es posible bloquear la aparición de recuerdos no deseados por medio de la supresión y que, a la vez, podemos pensar en otras cosas el estudio enseña que con algo de entrenamiento mental lograremos tener cierto grado de control sobre la recuperación de experiencias pasadas.

Algunas técnicas que utilicemos para disminuir la vida de los recuerdos negativos pueden apoyarse en la lógica de supresión y sustitución. Sencillamente debemos tomar el control sobre el punto en que dirigimos la atención para apartarlo de las experiencias negativas. ¡Hay que reconocer que el pensamiento está allí para poder suprimirlo!

Técnicas que permiten eliminar recuerdos negativos

A continuación te presentamos tres técnicas fáciles de practicar para ayudarte a olvidar los recuerdos negativos o tristes que pretendan adueñarse de tus pensamientos:

1. La escritura

Esta representa uno de los recursos más sencillos y es terapéutica, pues con solo un lápiz y papel puedes desahogar todo recuerdo negativo que tengas en tu mente. Deja fluir las letras de forma automática y no te detengas a pensar, cuando termines de escribir te sentirás mucho mejor y en cierta forma liberado.

2.  La técnica del stop

En su libro “Manual para no morir de amor” el psicólogo argentino Walter Risso habla sobre esta técnica refiriéndose al caso de parejas, la misma consiste en que cada vez que vengan a la mente recuerdos de él o ella, des una palmada y pronuncies en voz alta la palabra: ¡Stop! De esa forma, habrá una parada en tus pensamientos, que se desordenarán y te darán un respiro.

No necesariamente tienes que aplicar esta técnica cuando tus recuerdos vayan dirigidos hacia alguien, también puedes hacerlo cuando se trate de algo. No es infalible, pero alivia.

3. Mindfulness

Es una práctica muy útil para relajarnos y controlar nuestros pensamientos, recuerdos y sentimientos. Se puede definir como una técnica de meditación consistente en poner atención plena en el momento presente sin juzgar, con aceptación y curiosidad.

Por otra parte, la meditación es un ejercicio intelectual con el que se busca alcanzar un estado de concentración en un pensamiento, un objeto o en nosotros mismos por medio de la respiración.

Hay múltiples técnicas de meditación, algunas ejercitan la concentración y otras, como el mindfulness, ejercitan la conciencia plena.

Practicar esta técnica es específico nos demuestra que un estado de atención plena y consciente es beneficioso para reducir el estrés, ser más creativos y ayuda a valorar las situaciones con más objetividad para disfrutar de lo que hacemos y ejercitar nuestra resistencia ante las emociones.

¡Ya lo sabes! Si vas a mirar hacia atrás que sea para tomar impulso, deja los malos recuerdos en el pasado y dirige tu presente y futuro de forma positiva. Como diría el escritor Martin Du Gard “El secreto está en saber elegir lo que se debe olvidar”

 

Leer Artículo

Aumenta tu autoestima en 30 días ¡Garantizado!

Bienestar, Dilemas, Lifestyle, SE TÚ

enero 8, 2018

Hay una frase de Buda que reza “Tú mismo, así como cualquier otro en el mundo entero, mereces tu amor y tu afecto” Lo cual nos lleva a reflexionar, pues no es racional que valores más a otro ser humano antes que a ti mismo, ni que pretendas que los demás te aprecien con todas las virtudes y defectos si tú mismo eres incapaz de hacerlo.

En uno de sus poemas más famosos Charles Chaplin expresaba: “Cuando me amé de verdad, comprendí que en cualquier circunstancia, yo estaba en el lugar correcto, en la hora correcta y en el momento exacto, entonces pude relajarme. Hoy sé que eso tiene un nombre… AUTOESTIMA”

Dicho fragmento nos hace comprender que, mientras la valoración emocional que tengamos sobre nosotros mismos sea positiva y nos permita querernos por lo que somos, también nos tendremos confianza para superar cualquier obstáculo en el camino.

Pero cuando una persona sufre de baja autoestima es insegura, no expresa sus opiniones por miedo a ser rechazada, no se siente merecedora de las cosas buenas de la vida, no se esfuerza por conseguir lo que quiere porque piensa que no lo va a lograr y además necesita aprobación de los demás con frecuencia, se enfoca mucho en sus debilidades y todo eso la hace infeliz.

¿Te sientes identificado con algunas de las características anteriores? ¡Entonces es hora de convertir tu baja autoestima en alta! A continuación te presentamos 10 claves para aumentar tu autoestima en tan solo 30 días:

1. Maneja tus críticas internas

Lo decía Facundo CabralNo digas no puedo ni en broma, porque el inconsciente no tiene sentido del humor, lo tomará en serio, y te lo recordará cada vez que lo intentes”

En otras palabras, una voz interna que te diga cosas como “Nunca lo lograré” o “Si tal persona no lo consigue yo tampoco” te puede demoler,  para evitarlo reentrena y transforma esos pensamientos desagradables en unos constructivos que te ayuden a sentirte mejor, como por ejemplo: “Puedo lograr lo que me proponga” o “Tengo potencial para realizar esta actividad”

2. Ponte metas realistas

Piensa en lo que te gustaría lograr y planifica paso a paso cómo hacerlo, lleva un registro de tus avances y entrena tu consciencia para recordar que lo estás logrando. Si por alguna razón fracasas en el intento, no pierdas tiempo culpándote por los errores cometidos, aprende de ellos y busca otra forma de conseguir tu objetivo

3. Apunta al esfuerzo más que a la perfección

Algunas personas temen tanto a hacer las cosas mal que prefieren no intentarlo, pero ¿Qué es lo que pierdes con intentar? NADA, al contrario, ganas la posibilidad de obtener eso que tanto anhelas y la satisfacción de haberte esforzado.

4. No te compares

Debes centrarte en ti y en tu vida, porque envidiando e idealizando la de otros no alcanzarás más que sentirte hundido. ¡Cada persona es un mundo y tú eres dueño del tuyo!

5. Haz una lista de tus cualidades positivas

Sé sincero contigo mismo y haz una lista con tus diez cualidades más sobresalientes. Probablemente no sepas por dónde empezar, en ese caso, pide ayuda a alguien de tu entera confianza y comienza a escribir. Por ejemplo: Soy trabajador, honesto, estoy en forma, tengo una buena relación con mi familia, soy educado, entre otras características que te encargues de recordar cada vez que esté dando vueltas en tu cabeza alguna debilidad de tu persona.

6. Enorgullécete de tus opiniones e ideas

No somos robots programados, así que no tengas miedo de expresar lo que piensas, habrá quienes estén de acuerdo y en desacuerdo contigo pero debes aprender a vivir con eso, como ya lo dijimos cada quien tiene su propio mundo

7. Haz ejercicio físico

Mantenerte activo físicamente y en forma influye directamente en tu buena autoestima, pues esa sensación de “tener cada cosa en su lugar” es bastante positiva. Si no estás acostumbrado a hacer ejercicios, comienza con 10 o 15 minutos diarios y ve aumentando de manera progresiva.

8. Trátate con cariño y respeto

Tienes derecho a ser feliz, así que demuéstrate que eres lo mejor que te ha pasado, no te subestimes y siéntete capaz. ¡Realmente debes amarte a ti mismo para conseguir hacer algo en este mundo!

9. Dedícate tiempo

La mejor forma de encontrarte contigo mismo y desarrollar habilidades es dedicándole tiempo a actividades que te hagan feliz ¡No lo pases por alto!

10. Supera tus lastres

Quizás tienes un trabajo que no te satisface, una relación sentimental que no te aporta nada o sigues hábitos que no te gustan ¿Por qué aguantar situaciones que te hacen infeliz toda tu vida? Deja de arrastrar con esas cargas, toma el control, piensa en positivo y trata de cambiarlas.

Nadie dijo que subir el autoestima sea tan fácil que se logre de un día para otro, pero tampoco es imposible y la disposición para cambiar la forma en que interpretas tu vida es una gran ventaja para alcanzarlo ¡Sigue nuestras recomendaciones y verás que al cabo de 30 días tendrás otra percepción de ti mismo! 

Leer Artículo

https://www.instagram.com/womelish/